Italia ha registrado en el último día 1.648 nuevos contagios con coronavirus, la cifra más baja de los últimos veinte días, si bien los muertos ascendieron a 11.591, con 812 más respecto al domingo, según datos de hoy de Protección Civil.

Las personas infectadas actualmente son 75.528, con lo que se han registrado solo 1.648 más que el domingo, menos de la mitad de los aumentos de los últimos días. Este nivel no se lograba desde el 9 de marzo (1.598), cuando el país inició una tendencia al alza.

«Cae el número de sujetos positivos con un número similar de pruebas realizadas en los últimos días», sostuvo Franco Locatelli, presidente del Consejo Superior de Sanidad.

De todos los enfermos detectados actualmente, la mayoría, el 58 %, están recuperándose aislados en sus casas, con síntomas leves o sin síntomas, mientras que 3.981 están en cuidados intensivos.

La región de Lombardía (norte), la más afectada del país por el coronavirus, «va por el buen camino» en la lucha contra la pandemia, auguró el gobernador, Attilio Fontana.

«Las indicaciones que me llegan es que vamos por el buen camino, mantenemos esa línea (del gráfico) que ya no sube, que no está aún bajando, pero no está aumentando. Es la cosa positiva que vemos con interés, atención y esperanza», destacó.

Uno de los datos más esperanzadores es que en las últimas 24 horas solo han requerido cuidados intensivos dos nuevos enfermos, hasta un total de 1.328, algo bien recibido por las autoridades debido al temor a un eventual colapso de su red de hospitales.

Publicidad