El presidente de Estados Unidos, Joe Biden aseguró que se encuentra analizando la posibilidad de eliminar temporalmente el impuesto federal a la gasolina con la intención de reducir los precios récord que ha alcanzado el combustible.

El mandatario indicó que está considerando poner la pausa, medida que algunos legisladores de su partido han impulsado como una forma de reducir los precios del combustible en estaciones de servicio.

Le puede interesar: ¿De qué hablaron Joe Biden y Gustavo Petro? la Casa Blanca reveló detalles

Biden también pedirá a los estados que tomen medidas para eliminar sus propios impuestos sobre la gasolina y el diesel. Y pedirá a las empresas de refinado de petróleo que aumenten su capacidad antes de la reunión que tienen prevista esta semana con funcionarios de la administración.

Según lo dio a conocer CNN, las medidas que pedirá Biden podrían reducir el precio del galón de gasolina en un dólar. Sin embargo, esa cifra depende de una serie de medidas que están totalmente fuera del control del presidente, y los funcionarios dijeron que Biden no “hablaría de ella como una cifra precisa”, sino que la utilizaría como ejemplo de lo que sus propuestas podrían lograr.

“La suspensión del impuesto federal sobre la gasolina no solucionará por sí sola el problema, pero dará a las familias un pequeño respiro mientras seguimos trabajando para reducir los precios a largo plazo”, dijo un alto funcionario de la administración a los periodistas.