La Organización Mundial de la Salud alertó que la variante ómicron presenta un “riesgo muy elevado” para el mundo, señalando que todavía hay muchas dudas sobre el peligro real que representa la nueva cepa. 

El organismo también indicó que “hasta el momento, no se ha registrado ninguna muerte asociada a la variante” y dio consejos a las autoridades para intentar frenar su avance.

También puedes leer: Es inminente la llegada de la variante Ómicron a Colombia, dicen especialistas

La agencia de salud de la ONU había señalado que la nueva cepa es una “variante muy divergente con un alto número de mutaciones” la cual puede llegar a presentar una probabilidad alta de contagio.

Del mismo modo, la OMS invitó a los países a acelerar la vacunación, especialmente en poblaciones vulnerables que aún no hayan recibido primeras dosis.

Por el momento, ya hay un número considerable de países que han impuesto restricciones de viajeros que lleguen desde el sur de África, entre los que destacan Gran Bretaña y Estados Unidos.