El colombiano Iván Edgardo González Ramírez, extraditado este año a Estados Unidos, donde enfrentaba cargos de narcotráfico, murió de COVID-19, según la Oficina Federal de Prisiones (BOP).

González Ramírez, quien tenía condiciones de salud vulnerables a la pandemia, murió en las últimas horas y se convirtió en el primer reo que fallece en una prisión federal de Miami a causa del coronavirus, según BOP.

La agencia gubernamental detalla que 91 reos y 1 empleado de prisiones han muerto debido a la pandemia en cárceles federales.

González Ramírez, quien esperaba juicio en una prisión federal de Miami, fue extraditado en medio de la pandemia solicitado por el Distrito Sur de Florida, donde enfrentaba desde 2018 cargos de «conspiración para distribuir cocaína«, según archivos judiciales.

El pasado 13 de mayo la jueza Lauren F. Louis leyó formalmente los cargos al colombiano durante una audiencia en la que el acusado compareció por videoconferencia debido a la pandemia.

La BOP tiene 131.116 reos en prisiones manejadas por esta agencia y otros 13.569 en instalaciones administradas localmente.

En total se han contagiado 1.634 presos federales y 170 empleados, de un total de 36.000 trabajadores.

Adicionalmente a estas prisiones, en Florida han muerto 24 reos en prisiones estatales, según el Departamento de correccionales de Florida.

El «estado del Sol» encara desde hace tres semanas una explosión se casos diarios de la COVID-19, con un récord hoy de 10.019.

Desde el pasado 1 de marzo se han confirmado 169.106 casos y 3.617 muertes, entre ellas la de un niño de 11 años en Miami-Dade, el condado más afectado.