25/09/17

Ri Yong-ho, ministro norcoreano de exteriores, afirmó que Estados Unidos le ha «declarado la guerra» a su país y, por ende, Pyongyang se reserva el derecho de derribar aviones estadounidenses fuera de su espacio aéreo. 

«Teniendo en cuenta que Estados Unidos ha declarado la guerra contra nuestro país, tenemos todo el derecho de aplicar medidas para evitarlo», sostuvo. 

Agregó que también se reservan «el derecho a derribar bombarderos estratégicos estadounidenses aunque no estén dentro del espacio aéreo». 

Y puntualizó que fue el país liderado por Donald Trump el que inició con las provocaciones, «todo el mundo debería tener claro que fue Estados Unidos el primero que declaró la guerra contra nuestro país». 

Indicó que su afirmación se debe al discurso que el mandatario estadounidense pronunció el martes ante la Asamblea General de la ONU, en el que sostuvo que «Estados Unidos tiene gran fuerza y paciencia, pero si se ve obligado a defenderse a sí mismo y a sus aliados, no tendremos más remedio que destruir totalmente a Corea del Norte».

Para el ministro, esas palabras son «claramente una declaración de guerra».

Publicidad

El sábado, en su participación en los debates de alto nivel de la Asamblea General de la ONU, Ri informó que Corea del Norte está en la «fase final» de completar el desarrollo de su arsenal nuclear.

Y concluyó, «no tenemos intención de usar o amenazar con armas nucleares a ningún país que no se sume a las acciones militares de Estados Unidos».

Redacción Internet – CM&