Una joven de 22 años, quien celebró su cumpleaños en pleno toque de queda, fue castigada por agentes de Policía obligándola a posar en la estación con un pastel.

El caso sucedió el pasado 14 de enero en la ciudad de Huarmey, en Perú, donde la mujer hizo una fiesta sin importar las medidas de las autoridades para contrarrestar los contagios.

Nicole Medina, nombre de la acusada, señaló a medios locales que es consiente de su equivocación, pero no está de acuerdo con la humillación que vivió, por lo que presentaría una denuncia formal contra los policías.

La imagen de la joven con el pastel se volvió viral en redes sociales, provocando opiniones divididas sobre el procedimiento.

«Me decían que sonría. Entró al calabozo a amenazarnos a mí y mi amigo, a decir que me conocía. Es algo injusto lo que han hecho contra mí», dijo Nicole.

Publicidad


Según el diario RPP, los policías hallaron bebidas alcohólicas y se dieron cuenta que los asistentes no respetaban el distanciamiento social, así como el correcto uso del tapabocas.

Por esto, la joven no solo posó con una torta de cumpleaños, también le impuso una cuantiosa multa.

En su defensa, Nicole Medina aseguró que los uniformados no solo la humillaron, sino que también fue víctima de supuesto acoso. «Insistían en que les diera mi número telefónico», dijo al medio Cuarto Poder.

Abrieron investigación

La Defensoría del Pueblo señaló a través de su cuenta oficial de Twitter que abrirá una investigación por el caso.

«Condenamos el trato agraviante hacia una joven en Huarmey», señaló la entidad.

Vale la pena agregar que actualmente la provincia de Huarmey está en «alerta muy alta» por los contagios con coronavirus, donde se debe cumplir con un toque de queda desde las 7:00 p.m.

En la región también hay restricciones a la circulación de tráfico vehicular y peatonal los domingos.