Como resultado del consejo permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), el secretario general del organismo, Luis Almagro, anunció la creación de un grupo técnico para visitar las fronteras de países receptores de migrantes venezolanos y que elaborará informe con el que se definirán mecanismos de cooperación.

Para la OEA, “este fenómeno debe ser abordado desde lo multilateral y lo regional profundizando los mecanismos de cooperación hacia los países receptores de migrantes”.

Almagro instó a los países a compartir la «carga» de la migración venezolana con una estrategia regional.

«Ningún país puede o debe absorber toda la carga, ningún país puede o debería enfrentar la oleada de venezolanos migrantes y refugiados de forma aislada. El abordaje debe ser colectivo con un enfoque de responsabilidad compartida», afirmó el secretario de la OEA.

Álvaro Calderón, representante de Colombia ante la OEA, junto con México, Perú, Panamá, Estados Unidos y Canadá respaldaron la propuesta de Almagro para trazar una estrategia regional, mientras que Venezuela, Bolivia y Nicaragua rechazaron la convocatoria de esta reunión del Consejo Permanente y la consideraron ilegítima.

Publicidad

Calderón solicitó al gobierno de Venezuela que “implemente las medidas necesarias para evitar el agravamiento de la situación humanitaria, incluida la aceptación de la asistencia ofrecida por la comunidad internacional”.