Un presunto grupo de narcotraficantes paraguayos, que horas antes habían secuestrado una avioneta en Villa Ángela, ciudad cercana a Chaco, murió en su totalidad tras colisionar en un terreno llano.

Según documentó el periódico paraguayo Diario Norte, los cinco ocupantes de una avioneta Cessna modelo 206, habrían olvidado abrir el paso de la nafta, causa por la cual el aeroplano se quedó sin combustible y se precipitó a tierra.

“El avión tiene un sistema de cierre que está oculto y, cuando despegaron, se olvidaron de abrir esa ‘canilla’ y se quedaron sin nafta, no todos saben donde está ese paso de combustible”, explicaron algunos expertos a Diario Norte.

También puedes leer: Video sensible | Exfutbolista murió al ser atacado vivo y de forma salvaje por sus propios perros

Algunas fuentes periodísticas que cubrieron el mortal accidente, detallaron que uno de los ocupantes salió expulsado de la aeronave, muriendo al instante. El resto de los pasajeros perecieron incinerados al momento en el que el avión empezó a prenderse en fuego mientras caía a tierra. Cuerpos policiales hipotetizan la muerte con una supuesta falta de experiencia en vuelos en los tripulantes.

Dos soldados que supervisaban el área avisaron a la Policía como la avioneta iba perdiendo altura hasta chocar.

Por otro lado, las autoridades dijeron que la identificación de los cuerpos iba a tardar debido al estado de descomposición en el que los encontraron. Diario Norte accedió a fuentes en las que contrastaron que la aeronave es propiedad del empresario Roger Martin, dedicado al agrocultivo y la ganadería, y que los delincuentes formaban parte de una organización narcocriminal

Una de las pistas para determinar el origen de la presunta estructura criminal fueron cientos de ‘guaraníes’ (moneda oficial de Paraguay) encontrados tras la tragedia, incluída una gorra del club de fútbol Cerro Porteño.