Estados Unidos registró el lunes más de un millón de casos de coronavirus, una cifra diaria que no se había reportado en ningún lugar del mundo durante esta pandemia, según un balance de la Universidad Johns Hopkins.

En un momento en que la variante ómicron golpea con fuerza al país, la universidad registró además 1.688 muertes en 24 horas, un día después de que Anthony Fauci, principal consejero del gobierno en esta pandemia, declarara que el aumento de casos de COVID-19 en Estados Unidos era “casi vertical”.

Le puede interesar: Condenan a hombre que violó, decapitó e hirvió la cabeza de una joven

Las autoridades sanitarias estadounidenses autorizaron este lunes el refuerzo de la vacuna de Pfizer para adolescentes de 12 a 15 años y redujeron de seis a cinco meses el tiempo antes de la inyección de esta tercera dosis para todas las edades.

La decisión se tomó en medio del fuerte brote de COVID-19 debido a la variante ómicron y cuando los escolares se disponen a volver a clases después de las vacaciones de fin de año.

Lea también: Combates entre Eln y disidencias dejan al menos 16 muertos en Arauca

La Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) también ha autorizado una dosis de refuerzo de la vacuna de Pfizer-BioNtech para niños inmunodeprimidos de entre 5 y 11 años. Por ejemplo, para aquellos que han recibido un trasplante de órganos.

La decisión todavía tiene que ser respaldada por los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades (CDC).