Estados Unidos aún no se recupera de los recientes hechos en una discoteca gay en la ciudad de Orlando, Florida, a manos de un homicida que dejó un saldo de 50 personas muertas. Esta mañana un nuevo suceso armado se registró en el país norteamericano, esta vez en una tienda Walmart
Publicidad
ubicada en Canyon Drive y Georgia, Texas.

Al parecer el hombre ingresó al supermercado, abrió fuego, se atrincheró y tomó como rehenes a visitantes del lugar, por lo que el grupo especializado SWAT, conformado por 20 policías, un helicóptero y otras autoridades locales acudieron al lugar para controlar la situación. El hecho dejó como resultado al atacante muerto y las personas retenidas ilesas.

El sujeto aún no ha sido identificado, entre tanto el Departamento de Policía Amarillo, en Texas, acordonó el área cerrando las avenidas cercanas al Walmart mientras se adelanta la investigación.