Un tesoro de la Edad del Bronce con unas cincuenta joyas y reliquias de por lo menos 2.500 años de antigüedad fueron descubiertos en Suecia por un caminante, anunciaron las autoridades el jueves.

El tesoro, considerado “espectacular” y en “fantástico” estado de conservación, fue descubierto por casualidad a principios de abril en un bosque cercano a la localidad de Alingsås, en el suroeste de Suecia, explicaron las autoridades locales.

 

Le puede interesar: Policía sacó pistola y mató a joven de 17 años que le pegó una patada durante protestas

 

Las joyas se encontraban al aire libre, frente a unas rocas. Posiblemente fueron desenterradas por animales.

“Parecía basura de metal. Al principio, me dije que era una lámpara”, contó Tomas Karlsson, el hombre que descubrió las reliquias.

Este aficionado a las carreras de orientación estaba actualizando un mapa cuando, al agacharse, encontró un collar y adorno, contó al diario Dagens Nyheter.

 

Vea también: ¿Quiénes están detrás de los desmanes en Cali durante el paro nacional?

 

“Todo parecía tan nuevo que al principio pensé que era falso”, explicó. Tras haber informado del hallazgo, un equipo de arqueólogos acudió a examinar la zona.

Según Johan Ling, profesor de Arqueología en la Universidad de Gotemburgo, “la mayoría de los objetos encontrados son de bronce y están asociados a una mujer de alto rango de la Edad del Bronce”.

Los objetos, entre los que se incluyen collares, cadenas y broches muy bien conservados, datan de entre el año 750 a.C y 500 a.C.