En una entrevista para el portal Infobae, el epidemiólogo Johan Giesecke afirmó que “el coronavirus se propaga como un incendio y no importa lo que uno haga, todos se van a contagiar».

Esta frase ha generado polémica, pues el experto asegura que hasta que no exista una vacuna, no habrá manera de controlar ‘lo inevitable’.

Giesecke es el máximo epidemiólogo de Suecia, y uno de los más reconocidos del mundo. Entre 1995 y 2005 fue epidemiólogo jefe del país, es consejero del Gobierno y miembro del Grupo Asesor Estratégico y Técnico para Riesgos Infecciosos de la Organización Mundial de la Salud.

Al preguntarle sobre las expectativas que tiene de que se pueda lograr una vacuna este año, considera que este 2020 no sucederá, que quizá el próximo año.

Afirma que para los políticos es importante «mostrar fortaleza y acción» y por eso han tomado medidas tan estrictas, pero considera que lo único comprobado que funciona es el lavado de manos y el distanciamiento social.

«Hay algunas cosas que sí sabemos científicamente, como que lavarse las manos es bueno. Lo sabemos desde hace 150 años. También sabemos que debemos mantener cierta distancia social, es decir, no acercarnos demasiado a otras personas. ¿Pero el resto? Nadie sabe si cerrar las escuelas va a tener algún efecto. Lo mismo con el cierre de fronteras, o con no permitir que la gente esté al aire libre», dijo a Infobae.

«Confinamiento suave»

Publicidad

Hay que recordar que las medidas que ha tomado Suecia frente a la pandemia son diferentes a las del resto de países, medidas que varios expertos han criticado en busca de posibles fallas.

El país tiene restricciones limitadas, tales como, la prohibición de las reuniones de más de 50 personas y universidades cerradas.

Sin embargo, los jardines infantiles y las escuelas de los niños sí están abiertos.

Tampoco están cerrados los restaurantes ni los bares, aunque solo se admite distanciamiento de dos metros en la mesa. Las fronteras, los cines, los teatros, los gimnasios y los parques permanecen abiertos.

A la fecha, Suecia cuenta con 27.272 casos de coronavirus, 4.971 recuperados y 3.313 fallecidos.