El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció que las Fuerzas Armadas vigilarán la frontera con México hasta que se construya el polémico muro en este límite, una de las promesas con que promovió su campaña para convertirse en jefe de estado.

Durante un almuerzo con los líderes de los Estados bálticos en la Casa Blanca, Trump anunció que las Fuerzas Armadas remplazarán a los agentes migratorios que actualmente vigilan la frontera con México. 

«Hasta que podamos tener un muro y seguridad adecuada, vamos a militarizar esta zona. Vamos a proteger nuestra frontera con el ejército», indicó el mandatario. 

El jefe de Estado no reveló detalles sobre su plan, por lo que no está claro qué cuerpo de la milicia se encargaría de proteger el paso fronterizo.

Asimismo, festejó que la «caravana» de migrantes centroamericanos que se dirigía a Norteamérica haya sido detenida tras sus amenazas de sancionar económicamente a los gobiernos que permitieran su paso.

Esta multitud, compuesta por cerca de 2.000 personas, partió desde Honduras con la esperanza de encontrar un mejor futuro en territorio estadounidense y mexicano.