El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, escudó la toma de sus seguidores al Capitolio en Washington DC con una victoria electoral.

Según el mandatario, “estas son las cosas y los eventos que suceden cuando una victoria electoral sagrada y aplastante es despojada de manera tan brutal”.

Además, añade que “sin ceremonias de los grandes patriotas que han sido injustamente tratados durante tanto tiempo”.

Vete a casa con amor y en paz. ¡Recuerda este día para siempre”, señaló Trump en la red sociales Twitter.

Los seguidores de Trump irrumpieron en el pleno de la Cámara Baja estadounidense, rompieron ventanas y abrieron puertas a la fuerza hasta superar a la Policía del Capitolio.

Las fuerzas de seguridad lanzaron gases lacrimógenos en la escalinata del edificio, pero decenas de personas consiguieron entrar a los salones de plenos de la Cámara de Representantes y del Senado mientras los legisladores eran evacuados de emergencia.

Publicidad