Estados Unidos sigue con la puja por el tema migratorio luego de que la Corte de Apelaciones negara la moción que hizo el presidente Donald Trump para mantener el veto a inmigrantes y turistas de siete países de mayoría árabe.

Otro de los puntos que le critican a Trump es su cercanía con el presidente de Rusia, Vladimir Putin. En una entrevista le preguntaron por qué respetaba a Putin si era un asesino, a la que respondió que Estados Unidos no es tan inocente.

Esta frase de Trump se le sumó a la que había dicho sobre la intención de intervenir en el conflicto separatista en Ucrania, lo que fue interpretado como un apoyo a las invasiones de Rusia en la Península de Crimea porque Obama se refería al tema como la Ocupación rusa.

Media hora después de que Donald Trump hiciera el anuncio apoyando las invasiones de Putin, el líder separatista pro-ruso, Oleg Anashchenko, murió en un atentado en Lugansk. Seguido de esta muerte se han desatado varios enfrentamientos entre el ejército ucraniano y los rebeldes separatistas con un saldo de 32 muertos.

Publicidad

Trump parece estar jugando doble, porque mientras con Rusia busca una alianza para derrotar al Estado Islámico, con el presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, habló telefónicamente diciendo que quiere buscar un diálogo entre Putin y el líder ucraniano.

Putin por su parte dice que Kiev con Poroshenko, busca extorsionar a Estados Unidos haciéndose pasar por víctima.