Un aterrador momento vivió una madre y su hijo mientras ordenaban la sala de su casa en Yorkshire, Inglaterra.

Samantha Drury, de 34 años, organizaba su hogar y al momento de usar un aerosol para ambientar la sala, de repente se creó una bola de fuego y se generó una explosión.

La onda explosiva, que quedó grabada en varias cámaras de seguridad, destrozó la ventana de la vivienda, quemó el sofá y la alfombra.

 

 

Los cristales salieron disparados hacia el exterior de la vivienda y generó unos instantes de pánico entre la mujer y su hijo, que también estaba en la sala.

 

Solo estaba limpiando la sala de estar. Lo usé en la ventana. Fue una experiencia increíble. Gracias a Dios, la explosión fue hacia afuera”, dijo Drury a medios ingleses.

 

 

Los daños ocasionados por la explosión, que pudo causar una tragedia en caso de que el lugar se incendiara, superó las 6.000 libras esterlinas (uno 5 millones de pesos colombianos).

Ante la difusión de las imágenes en redes sociales, el fabricante del ambientador señaló que investigarán lo sucedido ya que su producto se puede usar en hogares, vehículos y ropa.

Vea acá el video de la explosión