Un joven en estado de embriaguez entró a una casa a robar, pero cuando intentó escapar, quedó colgado de la reja. El curioso caso ocurrió el pasado 3 de junio en una vivienda ubicada en la localidad de Azara en Buenos Aires, Argentina.

Mientras la familia dormía, los ladridos insistentes de los perros despertaron al dueño y una vez salió al patio de la casa se encontró con la insólita escena, en la cual, el pantalón de un joven de 17 años de edad, se había enredado en una parte de la reja y quedó colgado boca abajo.

Lea más: Expresidenta Áñez condenada a 10 años de cárcel en Bolivia

Una vez descubrió al adolescente, llamó a las autoridades y grabó el particular suceso. En la grabación se puede observar que el menor le ruega al hombre que lo suelte porque le dolía mucho la pierna, a lo que el dueño de la casa se niega y le dice que “hasta que llegue la Policía”.

Tan pronto llegaron los oficiales, encontraron al menor en esa misma posición. El adolescente fue identificado como Sergio Rafael M.R de 17 años; le realizaron la prueba de alcoholemia y arrojó que tenía 0,82 grados por litro de alcohol en sangre.

Vea más: Mario Castaño será trasladado a la cárcel La Picota en Bogotá

De esta manera, Sergio Rafael fue trasladado a la comisaria y horas más tarde, vecinos del sector alertaron de un automóvil abandonado. Minutos después descubrieron que era el automóvil del padre del joven, el cual utilizó esa misma noche para intentar cometer el delito.

Las autoridades confiscaron el automotor y encontraron botellas de bebidas alcohólicas. Finalmente, Sergio Rafael fue entregado a su padre.