El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, señaló este lunes que agentes del Servicio Secreto a cargo de su seguridad le dispararon a una persona, aparentemente armada, «en el exterior de la Casa Blanca».

El presidente tuvo que ser sacado abruptamente de la rueda de prensa y agentes del servicio secreto vestidos de negro con rifles automáticos corrían por el césped al norte de la Casa Blanca.

Este es el momento en el que el mandatario tiene que dejar la conferencia con los periodistas por los disparos.

Trump reapareció poco después en la sala de prensa, donde los periodistas habían quedado confinados, y anunció que alguien había recibido un disparo afuera de la Casa Blanca.

Publicidad

«Los agentes del orden le dispararon a alguien, parece ser el sospechoso. Y el sospechoso está de camino al hospital», dijo Trump en información recogida por AFP.

El presidente Trump dijo que no sabía nada sobre la identidad o los motivos de la persona baleada, pero cuando se le preguntó si la persona estaba armada, respondió: «Por lo que tengo entendido, la respuesta es sí».