El volcán de Fuego, cuya violenta explosión del pasado 3 de junio ha dejado 110 muertos, aumentó su actividad explosiva con ceniza que llega a los 5.000 metros de altura.

El Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología de Hidrología (Insivumeh) alertó que las explosiones están cargadas de mucha ceniza que puede caer en las comunidades de San Miguel Dueñas, Ciudad Vieja y La Antigua.

Asimismo, agregó que la ceniza se desplaza hasta una distancia de 25 kilómetros al noroeste y norte del edificio volcánico. Debido al incremento de esta actividad, no se descarta que en las próximas horas se generen flujos piroclásticos.

Los organismos de socorro se encuentran en alerta, vigilando la evolución de la actividad en el volcán de Fuego, situado a 50 kilómetros al oeste de la capital guatemalteca.

Entre tanto, pobladores y autoridades ingresaron a la comunidad de San Miguel Los Lotes, denominada como «zona cero» por el impacto de la erupción, para evaluar si es posible continuar con las labores de búsqueda y rescate de cadáveres.

Las torrenciales lluvias de las últimas horas han complicado el terreno de las zonas devastadas por la erupción, que además de los fallecidos deja 197 desaparecidos y 1,7 millones de afectados.

Este es el más reciente reporte de la emergencia con el volcán de Fuego. 

Publicidad

¿Por qué informarse con el Canal 1?

Recuerde que en el sistema informativo del Canal 1 puede encontrar temas de actualidad sobre las regiones, la política, la economía y los acontecimientos a nivel nacional e internacional.

Lea más noticias en el Canal 1