La Organización Mundial de la Salud dio la bienvenida a la noticia del viernes de que la ciudad china de Wuhan, donde el nuevo coronavirus emergió por primera vez en diciembre, no había reportado nuevos casos en 24 horas.

«Ayer, Wuhan no informó de nuevos casos por primera vez desde que comenzó el brote», dijo el director de la OMS Tedros Adhanom Ghebreyesus en una conferencia de prensa virtual. «Wuhan ofrece la esperanza para el resto del mundo de que incluso la situación más grave puede cambiar».

Noticia en desarrollo.