Un llamado de alerta hizo el Ministerio de Justicia al revelar que se detectaron dos nuevos tipos de droga sintética en Colombia.

El viceministro de Política Criminal, Juan Francisco Espinosa, señaló que en total van 32 drogas detectadas en el país cuyo «contenido y efectos varía mucho», pues ese tipo de sustancias «generan hipersensibilidades y son típicas imitaciones del éxtasis y del LSD».

Aseguró, que muchas personas «están convencidas de que están consumiendo LSD  y no es LSD, están es consumiendo drogas que pertenecen al tusi, son importadas principalmente de China y Europa».

Las drogas detectadas son la pentilona, que fue hallada en el departamento del Huila, la cual según investigaciones «genera paranoia, es la típica droga que se consume para fiestas. Estimula el sistema nervioso central y su abuso lleva a la muerte».

Afirmó que ese tipo de drogas sintéticas «se las venden a las personas como LSD y esto no es LSD tiene una concentración mucho más fuerte, mucho más dañino».

Señaló que en cuanto al 2C-C (la otra droga detectada), su efecto va entre cuatro y ocho horas, «afecta el sistema central, cuando hay exceso se genera delirio y se ponen agresivos».

«Estamos trabajando coordinadamente con la Policía Nacional, pero vemos con preocupación que se está aumentando la presencia de esas drogas y su consumo, y ese tipo de drogas pueden llevar a la muerte», explicó.

Publicidad

Agregó que la situación es tan delicada que «se han rendido drogas con heroína, las rinden para bajarle costos, el consumidor no tiene forma de saber qué está consumiendo».

Añadió que según estudios, «estos tipos (los dealers) buscan donde haya alta presencia poblacional como colegios y universidades, el dealer está buscando que se vuelva un dependiente».

Afirmó que con la expedición del decreto sobre drogas se «busca la protección de los jóvenes y evitar el consumo de drogas».

Por su parte el general Fabián Cárdenas, director de Antinarcoticos, señaló que se ha creado «un modelo para anticiparnos frente a las conductas que se puedan presentar especialmente en los jóvenes y que pueda evidenciar cuando pueda estar consumiendo».

«Se hace un llamado a los padres de familia para que vean los riesgos que tienen esas nuevas drogas sintéticas que incluso son más graves que la droga natural. Precisamente hacen marketing criminal, atraen al consumidor, lo regalan, hemos desarticulado dos estructuras en Bogotá y hemos incautado más de 200.000 dosis».