Según las cifras de población del Banco Interamericano de Desarrollo, 45 millones de los latinoamericanos no tienen agua en la casa, 26 millones no tienen electricidad y 87 millones todavía cocinan con carbón, pero las cifras están bajando dramáticamente. Esto indica que con la pobreza desaparecerían el sancocho de leña y el cáncer de pulmón. Esto es lo que indican los indicadores.