Unidades de la Armada de salvaguardaron la vida de 17 migrantes irregulares de nacionalidad venezolana, que se transportaban a bordo de una embarcación de nombre “Blue Escorpión”, la cual fue detectada, cuando realizaba recorridos sospechosos al suroeste de la Isla de San Andrés.

En horas de la noche, a través de la Torre de Tráfico y Vigilancia Marítimo se identificó la embarcación que realizaba movimientos en áreas no autorizadas, por lo cual se dio aviso a la Estación de Guardacostas de San Andrés, que de manera inmediata desplegó una Unidad de Reacción Rápida -URR- hacia el sector para realizar patrullajes marítimos y verificar la situación.

Lea también: CUT pide al Gobierno una mesa de concertación para la ampliación de la planta de personal

La unidad de la Armada de Colombia localizó y realizó la interdicción de la embarcación evidenciando que estaba tripulada por dos personas oriundas de San Andrés, el capitán y el ayudante; quienes llevaban a bordo 16 adultos con edades entre 23 y 46 años, así como una menor de 13 años.

De acuerdo con las verificaciones e indagaciones iniciales, se determinó que esta embarcación al parecer, se encontraba realizando tránsito irregular en el departamento insular con destino a Centroamérica, por lo cual fueron trasladados al muelle de la Estación de Guardacostas “Samuel May Corpus.”

En el muelle de la unidad militar, el capitán y el ayudante de la embarcación fueron puestos a disposición del Cuerpo Técnico de Investigaciones de la Fiscalía General de la Nación, al igual que la embarcación con sus motores, dos celulares, un GPS y 700 dólares encontrados; mientras que el personal de migrantes quedó a disposición de la autoridad competente.