El ministro de Justicia, Wilson Ruiz Orejuela, anunció el traslado de 576 personas que se encuentran detenidas en estaciones de policía y Unidades de Reacción Inmediata (URI) de Bogotá.

En el transcurso de una semana se trasladarán 276 privados de la libertad, entre los que se encuentran 25 mujeres y en los próximos días los 300 restantes.

Los detenidos serán llevados a diferentes establecimientos de reclusión del orden nacional, por disposición del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC).

“Los traslados se realizarán con el cumplimiento de todos los protocolos de bioseguridad y una vez lleguen a los nuevos sitios de reclusión, los privados de la libertad deberán cumplir con 14 días de aislamiento en las zonas destinadas para ese efecto”, enfatizó el ministro Wilson Ruiz Orejuela.