23/11/2017

El presidente de la República, Juan Manuel Santos, aseguró que las fuerzas del Estado atacarán «con todo» a los grupos disidentes de las Farc que representan alrededor del 7 % de los miembros del extinguido grupo guerrillero. 

«A esas disidencias les vamos a caer con todo, ahí no vamos a tener ninguna contemplación», indicó el mandatario un día antes de la celebración del primer año de la firma del acuerdo de paz que será este viernes en el Teatro Colón.

También recordó que las Fuerzas Armadas del país son de las mejores preparadas en el mundo y no estimarán esfuerzos en la lucha contra los miembros de las Farc que no aceptaron el acuerdo. 

Este jueves, la fundación Paz y Reconciliación divulgó un informe con motivo del aniversario de la firma y en él asegura que el posconflicto está «en riesgo» por la violencia y las demoras en su implementación, así como por el crecimiento de los disidentes. 

Según el informe, «en todo el país se contabilizan 15 grupos de desertores en 43 municipios» que suman cerca de 700 guerrilleros.

Y añade que el grupo que opera en el sur del país al mando de los alias ‘Iván Mordisco’ y ‘Gentil Duarte’ está fortaleciéndose de manera significativa y cuenta con unos 550 integrantes, de los cuales «al menos 450 serían exguerrilleros» y el resto, nuevos reclutados.

Publicidad

Sin embargo, el presidente señaló que la cifra de disidentes es baja, «los disidentes en cualquier proceso de paz son entre el 13 y el 15 %, aquí son el 7 %, menos de la mitad».

Santos concluyó que la implementación de la paz marcha en la «dirección correcta» y destacó que un total de 12.356 personas fueron acreditadas como excombatientes por la Oficina del Alto Comisionado para la Paz. 

De ellos, 10.733 recibieron una asignación única de dos millones de pesos, como ayuda económica de normalización, y 10.065 exguerrilleros están recibiendo una ayuda de subsistencia que equivale al 90 % del salario mínimo.

También han sido afiliados al sistema de salud pública 10.218 y aproximadamente 3.600 están aprendiendo a leer y escribir porque casi el 70 % de los antiguos guerrilleros son analfabetas.