Este 15 de marzo empieza a funcionar la Jurisdicción Especial para la Paz, JEP. Abrirá las puertas para que las víctimas puedan llegar a presentar sus casos. La recomendación es que no lleguen de manera individual.

«Lo ideal es que lleguen a través de organizaciones, porque como bien se ha dicho en diversos escenarios, Colombia tiene más de 8 millones de víctimas. Si quisiéramos atenderlas de forma individual realmente no alcanzaremos los 10 años, los 20 años que durará la Jurisdicción Especial para la Paz para atenderlas a todos de forma directa e individual», recomendó Giovanni Álvarez, director de la Unidad de Investigación y Acusación de la JEP.

Verdad, justicia, reparación y no repetición es el objetivo que quiere cumplir la JEP con las víctimas del conflicto. Para eso hacen falta recursos económicos.

«Una de las fuentes de esos dineros serán los bienes que han entregado las Farc y por supuesto otros creeré, que esta es una empresa gústenos o no, de todos los colombianos, y seguramente pues el Estado colombiano tendrá que prever recursos para programas de reparación a las víctimas», agregó Álvarez.

En agosto empezarán a funcionar las sedes regionales. En Antioquia habrá dos, una en Medellín y otra en Apartadó.

Vamos a tener Diez sedes grandes y otras 15 subsedes, de suerte que podamos cubrir todo el territorio nacional

añadió.

Hoy en la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín se realizó un conversatorio de los alcances y retos de la participación de las víctimas en la justicia transicional.