Hay preocupación en el Valle del Cauca por las fuertes lluvias, en Cali fue declarada la alerta amarilla por el alto nivel del río Cauca, mientras que, en Siloé, la zona ladera, decenas de familias están en riesgo.

Jackeline Sandoval de 25 años y su hija Sara Mosquera Sandoval de 4 años son dos de las siete víctimas fatales que deja el invierno en el Valle del Cauca, ellas murieron como consecuencia de un alud en el barrio Siloé.

En la ciudad fue decretada la alerta amarilla por el alto nivel del río Cauca que ya empezó a inundar varias viviendas aledañas, mientras que los habitantes de la zona ladera esperan una ayuda para mitigar los riesgos.

La Secretaría de Gestión al Riesgo de Cali informó que las familias de 18 viviendas en Siloé recibirán subsidio de arrendamiento para que puedan abandonar estos sitios y de otro lado un derrumbe obstaculiza el paso entre Cali y el corregimiento de Pance.

Publicidad