La Fiscalía anunció este martes que desmanteló una red delictiva señalada de sacrificar caballos y comercializar su carne para el consumo humano.

Según el ente acusador, la carne se estaría enviando hacia “Pereira y otros municipios de Risaralda, el Eje Cafetero y departamentos cercanos.” 

En la investigación se identificó que el producto lo procesaban en pésimas condiciones de higiene. También se confirmó que la carne llegaba a establecimientos que venden empanadas, mataderos y procesadoras de alimentos.

También puedes leer: Acusan a Sergio Fajardo por presuntas irregularidades en contrato en dólares cuando fue gobernador

“El material de prueba da cuenta de que animales enfermos, fracturados, en mal estado físico muertos eran adquiridos en distintos puntos del país, traslados para su sacrificio a una finca en la vereda el Chocho, en zona rural de Pereira.” dice un fragmento del comunicado que emitió la Fiscalía.

También se confirmó que la Policía ya completó tres operativos contra la organización delictiva. En el lugar de sacrificio se hallaron restos de bovinos, equinos y porcinos despresados, otros vivos y en pie.

Igualmente se encontraron residuos de animales ya mutilados en el suelo o enterrados en fosas, situación que generaba olores nauseabundos y que fue reportado por los vecinos del sector.