Las 27 estaciones de Policía preocupan a la administración caleña, debido a la sobrepoblación de detenidos que albergan y que a su vez, están a la espera de un cupo en la cárcel de Villahermosa.

Andrés Villamizar, secretario de Seguridad de Cali, dijo que «es muy importante solucionar el problema de hacinamiento que tenemos en las cárceles, en estaciones de Policía tenemos 600 delincuentes que deberían estar en la cárcel, necesitamos un plan de choque de descongestión».

Por ejemplo, en una celda que tiene capacidad para 15 personas, actualmente hay 30.

«Es mucho hacinamiento papá, mucho hacinamiento, no hay donde dormir», afirmó uno de los detenidos.

De acuerdo con la Policía, la situación obliga a disminuir el número de uniformados que patrullan en la ciudad para asignarlos al cuidado de los internos y prevenir alguna fuga.

El coronel Miguel Ángel Botía, subcomandante de la Policía Metropolitana de Cali, sostuvo que «son celdas transitorias para alojar 2, 4, 6, 8 y hasta 10 personas máximo, pero en estos momentos tenemos hasta 30 y 50, en una estación tenemos 104 detenidos».

Mientras el Gobierno nacional brinda un plan de choque para Cali, señalan las autoridades que las capturas por los diferentes delitos no serán suspendidas.