A pesar de los controles y las labores de pedagogía para la prevención que realizan las autoridades, tan sólo en estos primeros días de diciembre, según el reporte del Instituto Nacional de Salud, 146 personas han resultado lesionadas, entre ellas 74 menores de edad.

El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar ha impuesto, hasta el momento, 19 amonestaciones a padres de niños y adolescentes que han resultado quemados con pólvora. Los casos han sido denunciados como maltrato por negligencia. En dos de ellos se dio apertura a Proceso Administrativo de Restablecimiento de Derechos.

Amputación de dedos, quemaduras de segundo grado en manos, cuello y cabeza, son algunas de las lesiones que presentan los afectados.

A nivel nacional, Cauca es el departamento donde se reportan más casos: 19; de ellos nueve son menores de edad. Le siguen Antioquia (con 18 heridos); Valle del Cauca (16); Bogotá (13); Caldas (12); Magdalena (ocho) y Sucre (siete). En Cundinamarca se reportan cuatro lesionados: un menor y tres adultos.

Las autoridades insisten en su llamado para que estas festividades las compartan en familia, manteniendo a los menores de edad alejados de la pólvora. Si usted conoce algún hecho que vulnere los derechos de los niños, niñas y adolescentes  puede denunciarlos a través de la línea 141.

Victor Ballestas – CM&