Los funcionarios de la autoridad Ambiental del Valle del Caucal, CVC, calificaron como poco común la estancia de un elefante marino cerca de una playa vallecaucana.

El animal fue grabado por un habitante en el sector El Barranco, zona perteneciente al corregimiento Bonaverense de Mayorquín, aunque no es el único, podría hacer parte de una pequeña familia de cuatro individuos de esta especie de mar que ha sido avistada desde el pasado mes de diciembre.

Vale la pena destacar que estos mamíferos son propios del sur del continente -específicamente, La Patagonia, Tierra de Fuego y las Islas Malvinas y del norte, Estados Unidos y México-, siendo casi que inesperado el evento que lleguen hasta nuestras costas.

Hace un año hubo un reporte de un avistamiento en el Chocó.

El elefante marino es carnívoro (por lo general, se alimenta de peces y algunos crustáceos) y aunque no se caracteriza por atacar a humanos, tiene una mordida que puede ser peligrosa.