Los controles en el mar adelantados por las Unidades de la Armada de Colombia a través de la Fuerza Naval del Pacífico, permitieron la incautación de cerca de tres toneladas de marihuana, que tendrían como destino Centroamérica, en el desarrollo de dos operaciones, en el Valle de Cauca.

El primer golpe se produjo en área general de Punta Ají, Valle del Cauca, cuando Unidades de la Estación de Guardacostas de Buenaventura, detectaron una embarcación tipo “GO FAST” movilizándose a altas velocidades y haciendo caso omiso a los llamados realizados por parte de los tripulantes de la Armada de Colombia.

Tras varios minutos de persecución, la motonave tripulada por un colombiano y cinco costarricenses fue detenida. En su interior tenían costales con paquetes rectangulares prensados y embalados.

Los costales, la embarcación y los sujetos, fueron trasladados al Muelle de la Estación de Guardacostas de Buenaventura. Allí, integrantes del CTI realizaron la prueba de identificación preliminar homologada (PIPH), arrojando positivo para 1.326 kilogramos de marihuana.

Así mismo, detectaron otra embarcación tripulada por dos costarricenses y un colombiano.

Publicidad

Durante la interdicción, los sujetos arrojaron los bultos al agua. Al momento de la verificación, la tripulación halló 49 bultos con 2.284 paquetes rectangulares, los cuales arrojaron positivo para 1.142 kilogramos de marihuana y 150 paquetes con 150 kilogramos de cocaína.

Con este nuevo golpe al narcotráfico estimado en más de 12 millones de dólares, la Fuerza Naval del Pacífico supera las 33 toneladas de marihuana incautadas en lo corrido del 2020.