Katherine Martínez era cajera desde hacía más de tres años en un supermercado de Barranquilla y falleció al recibir varios disparos en medio de un atentado contra el exnarcotraficante, Libardo Parra.

La mujer había sido trasladada a la clínica Bonadona y permanecía en la Unidad de Cuidados Intensivos, sin embargo, por la gravedad de las heridas murió.

Ante este hecho, el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo pidió a la Policía no descansar hasta encontrar a sus asesinos. Además, convocó un consejo de seguridad para este viernes.

Cabe recordar que el exnarcotraficante, que pagó condena por ese delito en los Estados Unidos, llegó hasta el supermercado y tras él ingresaron los sicarios.

Los asesinos lo siguieron, simularon hacer compras y cuando Parra González se disponía a pagar en una caja le dispararon.