Un guardia indígena fue asesinado en las últimas horas por desconocidos en el municipio de Santander de Quilichao (Cauca), en medio de una creciente ola de violencia en la región.

La ONG Tejido Defensa de la Vida y los Derechos Humanos de Cxhab Wala Kiwe ACIN informó de que la víctima es Javier Girón Triviño de 54 años, quien fue asesinado en un establecimiento público de la localidad.

Girón pertenecía a la comunidad indígena, residía en la zona rural de La María y desde hace unos 20 años prestaba su servicio voluntario como guardia indígena. Las autoridades investigan las razones y circunstancias del asesinato.

«Condenamos categóricamente este hecho y solicitamos a las autoridades judiciales dar con los responsables. Lamentamos que un nuevo integrante de comunidades indígenas sea asesinado. Es preocupante el número de asesinatos que están ocurriendo en el norte del Cauca, los cuales son una continuación de la violencia que se desató en la región desde el año pasado», indicó la ONG.

«Otro guardia indígena asesinado hoy en Santander de Quilichao Cauca. La matanza continúa», publicó en su cuenta de Twitter, el senador Feliciano Valencia.

Publicidad

Mientras la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia expresó su rechazo al homicidio y sostuvo que dará seguimiento al caso.

«Urgimos por la investigación, juzgamiento y sanción del homicidio del guardia indígena Girón. Una lucha efectiva contra la impunidad puede detener estos asesinatos», aseguró.

El pasado 31 de diciembre, la ONU divulgó un informe en el que considera que la presencia de grupos armados ilegales en algunas zonas de Colombia, como el Cauca, «sigue teniendo consecuencias devastadoras, como reclutamientos forzados de menores, homicidios, desplazamientos, confinamientos y ataques y amenazas contra las autoridades y los líderes étnicos».

Por ese fenómeno también se ven afectadas las comunidades indígenas y afrocolombianas, en particular en los departamentos del Chocó y Cauca.