En Bucaramanga se presentó un misterioso caso de un joven de 24 años que pretendió ingresar al principal mercado de esa ciudad, violando el pico y cédula, un guardia de seguridad quiso evitar la violación de la medida, optando por disparar y terminó asesinandolo.

La familia del joven pide ayuda económica para poder costear el sepelio del joven.

Vea la nota completa en video