Está próximo a cumplir cinco años la firma del acuerdo de paz entre el Gobierno nacional encabezado en su momento por el presidente Juan Manuel Santos y la extinta guerrilla de las Farc.

Colombia y el mundo hace cinco años eran testigos del acuerdo de paz entre el Gobierno nacional y las extintas Farc; hoy los firmantes exaltan el papel de la JEP pese a los ataques políticos recibidos.

 

Lea más: Francia elogia tarea de Duque en atención a migrantes y en la implementación de la Paz con Legalidad

 

“Hay que resaltar que la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) viene funcionando bien, mucho mejor que la justicia ordinaria. El fiscal de la Corte Penal Internacional acaba de decir que la jurisdicción está caminando y el propio Gobierno ha tenido que apoyar la Jurisdicción Especial y eso lo digo porque estamos cerca de la toma de decisiones a través de las sentencias respectivas para aplicar las sanciones restrictivas de la libertad a quienes resulten culpables“, expresó Humberto De la Calle, jefe del equipo negociador.

También aseguran que falta implementar el 50 % de los acuerdos como la sustitución de cultivos ilícitos y voluntad política para cumplirlos.

 

Vea más: Estudiante de 13 años atacó con arma blanca a una compañera en colegio de Bogotá

 

“El Gobierno actual está empeñado en hacer trizas el acuerdo y ahora a nosotros nos toca seguir resistiendo por casi un año que es lo que le falta. Acabamos de ver el presupuesto nacional de la nación donde la paz está completamente desfinanciada”, sostuvo Luis Alberto Albán, representante a la Cámara por el partido Comunes.

Entre los reparos está la seguridad para quienes se acogieron al acuerdo teniendo en cuenta que según el partido Comunes, 290 personas en proceso de reincorporación han sido asesinadas desde la firma final de la paz.