Una banda conformada por 21 delincuentes y dedicada al robo de huella dactilares de la Registraduría fue desarticulada en Santander.

Con la complicidad de la Registraduría Civil, la red se robaba las huellas de los ciudadanos para hacer cédulas falsas y así realizar millonarias estafas en todo el departamento.

La organización era lideraba por alias ‘Lámpara‘ y la integraba todo un clan familiar que, según las autoridades, logró permear el comercio y los estamentos gubernamentales.

Según la investigación, la banda logró efectuar transacciones por más de 15 mil millones de pesos.

Publicidad

Además, más de 15 bancos y establecimientos comerciales fueron las víctimas de la red liderada por alias ‘Lámpara’.

Los detenidos deberán responder por los delitos de concierto para delinquir, falsedad material en documento público y estafa.