La Policía sorprendió a una madre que usaba a su hija de dos meses como fachada para vender y movilizar droga sin levantar sospecha de las autoridades.

Fue detenida cuando iba en compañía de un hombre rumbo al puerto de Buenaventura y en el vehículo les hallaron un cargamento de alucinógenos.

 

 

Fueron incautados 140 kilos de marihuana, capturadas dos personas, que de manera infame utilizaban a una menor de edad simulando un paseo familiar, estos dos delincuentes quedaron a disposición de las autoridades competentes y este menor en ICBF“, dijo el comandante de la Policía de Valle del Cauca, el coronel Jorge Urquijo.

De otro lado, en el oriente de Cali fueron detenidos siete integrantes de dos bandas delincuenciales que extorsionaban tanto a los habitantes de zonas vulnerables como a los comerciantes del barrio Potrero Grande.

 

La primera organización la conformaban tres hombres y una mujer en la comuna 21. Aplicaban extorsiones desde 30 mil pesos a las personas que vivían en este lugar, llegaban hasta el millón de pesos para dejarlos hacer actividades como desplazarse, vender sus productos y relacionarse con la demás comunidad, estaban involucrados en homicidios y desplazamiento forzado“, detalló el subcomandante de la Policía de Cali, coronel Guillén Amaya.

Publicidad

Los detenidos de una segunda organización estudiaban a sus víctimas y bajo la modalidad de falsa encomienda lograban persuadirlas para exigirles dinero a cambio de entregarles objetos o dejar en libertad a supuestos familiares que estarían detenidos por las autoridades en algún punto del territorio nacional.