Para la Asociación de Campesinos del Catatumbo, el anuncio del Gobierno Duque de continuar con la erradicación de cultivos ilícitos, los obliga a tomar las vías de hecho.

El funcionario de la Asociación de Campesinos del Catatumbo (Ascamcat), José del Carmen Abril, indicó: ‘’hay que decir que los campesinos en estos momentos se están preparando porque las amenazas del Gobierno, son amenaza de erradicación y fumigación para el Catatumbo empieza a tener sus tendencia, empieza a tener su gente preparada, su gente en el último momento para salir a las calles porque esa es la única dispensa de comida que tiene el campesino, si bien miramos el Estado colombiano no tiene ofertas para los campesinos productores sembradores de cebolla, de palma, de toda clase de agricultura’’.

Durante décadas los cultivos ilícitos se han convertido para miles de familias del Catatumbo como única alternativa de vida ante el abandono del Estado.

El miembro de la veeduría, Pedro Julio Quintero, aseguró: ‘’en el marco de los acuerdos de paz correcto y es que el campesino no siembra eso porque quiere sino porque se ve obligado en materia de que hay un abandonó del Estado, eso es lo que queremos hacer, ver al Gobierno nacional en cabeza del presidente de la República que mire que hay un abandonó y que Colombia tiene una deuda histórica con el campesinado colombiano desde hace muchos años, y que el problema ha sido por la tierra y el campesino como sea lucha para asistir y vivir en el campo’’.

Los campesinos del Catatumbo aseguran que no están en contra del programa, piden que sea la sustitución acompañada de proyectos alternativos.

El miembro del Comité Integral Sisca, Yemin Sanguino, afirmó: ‘no hay una propuesta alternativa,  no hay voluntad desde la  institucionalidad para que el campesinado salga de esta economía ilegal. Eso va generar desde luego que se incremente por un lado la conformación pero también la salida forzada que quiere implementar el Gobierno nacional, va a dejar a la región en una grave situación de crisis económica’’.

El secretario de gobierno del departamento de Norte de Santander, dijo que viene acompañando esos proceso para que sea la sustitución,  la erradicación forzada que pueda desencadenar más violencia..

Publicidad

‘’Que sea la sustitución y no la erradicación, el gobierno departamental está comprometido en apoyar a las comunidades, en darle una salida práctica a esta situación, sabemos que cualquier otra medida de manera causativa no favorece el orden público, no favorece la seguridad y lo que debemos trabar permanente por una alternativa ilícita para nuestros campesinos’’, explicó el secretario de gobierno de Norte de Santander, Edgar Pallares.

El secretario de gobierno del  departamento de Norte de Santander,  en un encuentro con líderes  en Ocaña, concluyó que se espera una salida pacífica y no hechos que alteren el orden público.

¿Por qué informarse con el Canal 1?

Recuerde que en el sistema informativo del Canal 1 puede encontrar temas de actualidad sobre las regiones, la política, la economía y los acontecimientos a nivel nacional e internacional.

Lea más noticias en el Canal 1