El capitán retirado Andrés Medina y su abogado estuvieron reunidos con los fiscales que investigan los atentados en la Brigada 30 del Ejército y el ataque al helicóptero del presidente Iván Duque.  

Medina reafirmó su disposición de aceptar cargos, e incluso su abogado dijo que están dispuestos a colaborar también con la justicia de Estados Unidos, en caso de ser requerido en extradición.

 

Le puede interesar: Confirman condena por narcotráfico contra excapitán de la Armada

 

“Fueron tres marines del Ejército y entonces dado que hay conciudadanos de Estados Unidos pueden reclamar, lo más probable es que haya extradición”, explicó el abogado Luis Alberto Rodríguez.

Asimismo, el abogado también asegura que Joaquín Medina, papá del capitán, no tiene relación con el atentado.