Se trata de Christopher Rafael Bolger nacido en Chile y de nacionalidad estadounidense, hijo de un funcionario de la Organización de las Naciones Unidas, quien según las autoridades, abusó sexualmente de una bebé de un año.

Sucedió en el sector de La Macarena cuando en el parque de su vivienda ve a la niña y la rapta. Una vez los padres de la menor se dan cuenta del hecho llaman a la Policía; el hombre fue capturado. 

La ONU y la Cancillería aseguraron que Bolger no está cobijado por inmunidad diplomática y que podrá ser juzgado por las autoridades.

Se le imputarán los delitos de acceso carnal violento y actos sexuales abusivos.