Según la Fiscalía, los hechos ocurrieron el 4 de agosto del año 2021 en una oficina del barrio el poblado de Medellín.

Allí, uno de los delincuentes le entregó a una comerciante una suma de 78 millones de pesos para invertirlos en un negocio de oro, luego llegaron la falsa fiscal y el policía y la secuestraron durante 2 horas para pedirle el dinero y otros bienes.

También puedes leer: Cómo quedarán las vías del norte de Bogotá con nuevo Plan Vial

Los investigados habrían retenido a la víctima en su oficina durante dos horas y media para presionar a la devolución inmediata del dinero invertido. En el mismo lugar se habían apoderado de 14.000.000 de pesos de propiedad de la víctima.

Según la investigación de Fiscalía, el policía fue quien custodió ilegalmente el secuestro y luego huyeron.

La falsa fiscal y el policía fueron capturados este año pero no aceptaron los cargos.