Este miércoles el CTI de la Fiscalía capturó a dos personas en el marco de las investigaciones por la presunta red de corrupción en contratación en la administración de Richard Aguilar Villa como gobernador de Santander.

El capturado es Octavio Reyes Sarmiento, representante legal de la Unión Temporal Reforzamiento 2015, consorcio al que se adjudicó el millonario contrato para reforzar la estructura del Estadio Alfonso López de Bucaramanga.

Conozca más: Este miércoles se dará a conocer el preacuerdo que hizo Jhonier Leal con la Fiscalía

Y el segundo, es Julián Jaramillo mano derecha del exgobernador Aguilar, y quien aparentemente era quien se encargaba de los direccionamientos en los contratos de infraestructura.

Cabe recordar que en octubre la Fiscalía General de la Nación presentó escrito de acusación contra Aguilar como presunto responsable de los delitos de concierto para delinquir, contrato sin cumplimiento de requisitos legales, interés indebido en la celebración de contratos y peculado por apropiación.

El documento, radicado ante la Sala Especial de Primera Instancia de la Corte Suprema de Justicia, resaltó que el exmandatario habría constituido una empresa criminal para direccionar la contratación a favor de algunos de sus amigos, familiares y otros particulares que, supuestamente, se comprometieron a entregarle el 10% de cada obra o proyecto adjudicado.

Lea también: Capturan a presuntos implicados en ataque al Esmad en Cali

Los elementos de prueba dan cuenta de que, mientras estuvo en el cargo entre 2012 y 2015, Aguilar Villa creó un comité asesor para, supuestamente, orientar a su manera los procesos contractuales en el departamento.

Adicionalmente, nombró a dos personas de su confianza como secretaria de Infraestructura y director de Gestión de Infraestructura con el propósito de garantizar que la contratación se ajustara y quedara en manos de las personas que él encomendaba.