El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) denunció que la situación humanitaria en Colombia empeoró durante el último año.

Según el organismo internacional durante la pandemia se profundizaron las consecuencias humanitarias del conflicto armado, lo que se tradujo en más víctimas de artefactos explosivos, desapariciones y desplazamiento en el país.

Según el Comité Internacional de la Cruz Roja, durante la pandemia por COVID-19 se agudizó la violencia contra la población civil.

Lo que más preocupa es el aumento del número de víctimas de artefactos explosivos que llegó a 389. De las cuales 61 personas murieron. En tan solo cinco departamentos está el 77 % de las víctimas (Norte de Santander, Nariño, Antioquia, Cauca y Valle del Cauca).

Esta es la cifra más alta en los últimos cuatro años. Así mismo, las cifras según el CICR de afectación por artefactos explosivos son alarmantes.

“Actualmente tenemos 69 municipios afectados por artefactos explosivos. En 41 de ellos no se han registrado incidentes en 2019”, aseguró Lorenzo Caraffi, jefe de la Delegación del Comité Internacional de la Cruz Roja en Colombia.

Vea también: Autoridades descartan que restos hallados en caño son de la pequeña Sara Sofía

Según la Cruz Roja este recrudecimiento en la violencia se debe a la confrontación de grupos armados por el control territorial. Llama la atención el incremento del 49 % de los ataques a la misión médica. En 2020 hubo 325 ataques contra el personal médico.

Las desapariciones según la Cruz Roja también van en aumento, en 2020 se registraron 114 casos, es decir, que una persona es desaparecida en relación con el conflicto cada tres días. Actualmente, según los datos del organismo hay 95 colombianos, 18 venezolanos y un suizo desparecidos.

El desplazamiento masivo y el confinamiento de comunidades según el CICR tampoco cesaron en 2020, por el contrario, aumentó en algunas zonas del país. Según cifras oficiales más de 21 mil personas se desplazaron masivamente en 2020 y otras 28 mil permanecieron confinadas.