Desde el pasado 15 de enero, fecha en la que se registró la caída del viaducto Chirajara y evento que le causó la muerte a nueve trabajadores, el concesionario contrató a la firma norteamericana Modjeski and Masters, para que investigara las causas del colapso de la torre B del puente, aunque hasta mañana se presentará el mencionado informe.

CM& conoció que los expertos determinaron que la falla fue por un error conceptual en el diseño, razón por la que será necesario demoler la pila C, que es la que quedó en pie, tal y como lo indicó esta semana la ANI.

Asimismo, el informe revela que la cimentación no presenta daños y que los materiales cumplen las especificaciones. 

Por otro lado, QBE Seguros, aseguradora con la que Gisaico, empresa subcontratada por Coviandes para realizar el proyecto, contrató la póliza de todo riesgo de construcción, adelanta también una investigación de las causas para determinar por cuánto monto deberá responder por el colapso del puente, el cual había sido asegurado por $86.000 millones y aunque eso aún no se tiene claro, lo que sí se sabe es que los recursos para el nuevo proyecto son total responsabilidad del concesionario.