Mariana Pajón, triple medallista olímpica de bicicrós, ratificó su poderío al imponerse en la prueba por series este viernes en los XIX Juegos Bolivarianos, en Valledupar, donde su compatriota Diego Arboleda se adjudicó la presea dorada en masculino.

Pajón, subcampeona olímpica en BMX y oro en Londres 2012 y Rio 2016, se impuso en la prueba a las ecuatorianas Doménica Azuero y Doménica Mora, medallas de plata y bronce, respectivamente.

Le puede interesar: Ciclón “Dos” se fortalece y se convierte en “Bonnie”, la segunda tormenta tropical del año en el Atlántico

La colombiana, de 30 años, no dio margen a sus rivales para refrendar su corona. Pese a competir con la mano derecha lesionada, la corredora dominó con autoridad las tres mangas disputadas ante seis pilotos de Colombia, Ecuador, Venezuela y Perú.

En todas terminó primera para colgarse sin discusión un nuevo oro, el octavo en la historia de las justas.

“Me siento muy feliz de haber ganado esta medalla en Valledupar y en una pista nueva. Eran solo tres mangas, realmente tres finales y eso lo hizo más retador. No podía dar ventajas en ninguna. Desde la primera sabía que tenía que hacer una buena vuelta y sentirme bien. Había mucho viento”, expresó Pajón a periodistas.

La deportista estuvo en duda tras lesionarse uno de sus dedos en una caída sufrida durante una válida de la Copa Mundo de BMX en Papendal (Países Bajos).

Para cumplir con la prueba en la pista construida en el ‘Lote Villa Dariana’, utilizó una especie de férula.

“Fue horrible. Hubo demasiado dolor. Tuve que adaptarme con unas manillas especiales para poder coger el manubrio. Era aguantar. Apretar dientes”, reconoció la bicampeona olímpica.

Le recomendamos leer: Juan Sebastián Cabal y Robert Farah, a tercera ronda de Wimbledon

Por su parte, la delegación ecuatoriana festejó haber conseguido el 2-3 en podio con las dos corredoras que estuvieron en competencia.

En el caso de Azuero, fue de menos a más en las mangas para conquistar la medalla de plata, como lo hizo en la edición anterior de los Juegos.

“El último mes estuve con una lesión y no sabía cómo iba a llegar para esta competencia. Esta plata se siente como un oro por todo lo que he pasado. Estoy feliz porque tuve a mi compañera en el tercer lugar”, expresó Azuero.

En masculino, las miradas estaban puestas en el colombiano Carlos Ramírez, medallista olímpico en Rio 2016 y Tokio 2020, quien llegaba a defender el título obtenido en Santa Marta.

Sin embargo, la victoria para los locales fue obra de su compatriota Diego Arboleda, quien hizo una ronda perfecta en su heat y se vio sólido en la final para entregarle un nuevo oro a su país.

“Logramos el objetivo. Me mantuve tranquilo en el partidor y solo quería disfrutar esa última vuelta. Se me dieron las cosas en la pista y cumplimos el objetivo que teníamos”, dijo Arboleda a periodistas tras imponerse en una prueba que tuvo a bicicrocistas de ocho países.

La medalla de plata se la adjudicó el venezolano Jholman Sivira y el bronce lo obtuvo el chileno Hernán Godoy. Pese a los buenos resultados obtenidos en las mangas clasificatorias, una caída acabó con las posibilidades de podio de Ramírez y del chileno Mauricio Ignacio Molina.