El ministro de Salud, Juan Pablo Uribe Restrepo, ratificó ante la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU), el compromiso de Colombia con la política mundial en la lucha contra la tuberculosis.

“Tenemos una oportunidad histórica para reafirmar el compromiso de la política mundial en la lucha contra la tuberculosis para garantizar la salud y el bienestar de las personas. Hemos priorizado la atención de esta problemática dentro de nuestra agenda sectorial”, dijo.

En ese sentido, Uribe Restrepo destacó el Plan Estratégico 2016-2025 como una de las acciones de Colombia en esta cruzada, el cual está enfocado en la prevención y atención integral de las personas, así como en la investigación operativa y la implementación de herramientas innovadoras para el control de la enfermedad.

“Esta no es una problemática ajena para nuestro país, donde se han reportado el año pasado más de 13.000 casos de tuberculosis de todas sus formas y de los cuales el 88 % corresponden a casos nuevos”, asintió al destacar que este es uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

No obstante, el ministro advirtió la necesidad de “implementar un enfoque multisectorial para atender esta epidemia, teniendo en cuenta que el abordaje de la misma no debe ser entendido como una responsabilidad exclusiva del sector salud”.

Frente al impacto de la migración en la tuberculosis, Uribe Restrepo aseguró que representa un desafío para la salud pública a nivel nacional e internacional, desde el punto de vista del control de su transmisión, e instó a fortalecer la cooperación para facilitar el acceso “a mejores tecnologías, a mejor evidencia, a experiencias y practicas exitosas que pueden potenciar la gestión de los gobiernos y alcanzar así la consecución de los objetivos y metas establecidas en la agenda de desarrollo sostenible”.