El Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia expuso la dramática situación que viven los 59 colombianos detenidos en la estación La Yaguara de Caracas, Venezuela, desde el 1 de septiembre de 2016. Así se lo hicieron saber a la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, a través de una carta.

En el escrito, la Cancillería relaciona “las condiciones deplorables en las que permanecen” los nacionales y recalca que “no se les ha respetado el debido proceso, teniendo en cuenta que un juez ordenó su libertad plena desde noviembre de 2017”.

Asimismo, asegura el ministerio que “a pesar de las intensas gestiones consulares y diplomáticas, estos 59 connacionales permanecen recluidos en las peores condiciones en Venezuela”.

Finalmente, la cancillería instó a Bachelet para que realice las demás acciones que considere necesarias para asegurar la libertad de los colombianos.