La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia dejó en firme la condena de 12 años y seis meses de cárcel contra el exjuez de Lorica, Córdoba, Álvaro Alfonso Chica Yáñez.

Según las pruebas presentadas por la Fiscalía, Chica Yáñez dispuso el pago de pensiones y pretensiones salariales millonarias a extrabajadores de la liquidada Telecom.

 

 

El alto tribunal reafirmó que el exfuncionario es responsable de los delitos de prevaricato por acción y peculado por apropiación en favor de terceros, y ordenó su captura.

En por lo menos tres decisiones, el exjuez favoreció a personas que tuvieron vínculo laboral con Telecom y pedían ser incluidos en el plan pensional anticipado.

Los elementos de prueba dan cuenta de que los accionantes no cumplían los requisitos de ley para acceder a este beneficio.

 

 

 

Adicionalmente, no residían ni trabajaron en Córdoba, y acudieron sin justificación alguna a ese departamento para interponer las tutelas.

Esta condena hace parte de una investigación en la que fueron detectados 86 fallos de tutela, en los que distintos jueces ordenaron a Telecom pagar cerca de 6.000 millones de pesos en pensiones y conceptos salariales.