Desde hace un año el Gaula de la Policía estaba tras la pista de esta banda delincuencial que tenía atemorizados a los conductores de carga que transitaban por la región.

La primera víctima aseguró que había sido contratada a través de un grupo de WhatsApp, por parte de una persona que solicitaba un servicio de trasporte de abono.

Una vez el conductor y el camión se encuentran en el punto donde se realizaría el servicio, es interceptado por varios sujetos, quienes utilizando armas de fuego se los llevan a él y el automotor con rumbo desconocido.

Finalmente, los victimarios contactan a la familia del afectado a través de vía telefónica, realizando una exigencia de 20 millones de pesos a cambio de no quitarle la vida y no quemar el vehículo de carga.

El Gaula de la Policía Nacional comenzó una labor exhaustiva por establecer a los autores de estos hechos, realizando actividades de seguimiento e investigación criminal.

Publicidad

Las investigaciones concluyeron que este modus operandi es realizado por parte de un grupo de delincuencia común que se hace llamar “Los Camioneros”.